Va de comunicación.

Blog personal de Josías De La Espada Sempris

Conectar o morir

leave a comment »

Pensando en voz escrita y sin muchos datos…

Día a día, los medios de comunicación se “adaptan” a los usuarios (o por o menos unos cuantos lo intentan), de forma tal que crean contenidos en función de sus “necesidades, gustos, caprichos”, etc. Sin embargo, es más que evidente que todo el panorama ha cambiado, y lo hace de forma acelerada cada segundo.

Cualquier persona con algo de tiempo y un par de recursos tecnológicos puede generar contenidos, incluso frecuentemente. La sociedad se ha vuelto muchísimo más participativa, y ello también debería notarse en cómo comunican las empresas.

Lo que muchos directivos de marketing y similares no entienden es que los métodos de comunicación y medición de la efectividad de la misma en el mundo offline no pueden aplicarse a la sociedad online. Hablamos de las mismas personas, pero no del mismo contexto. Frente al mismo mundo “libre”, nos encontramos con uno aún más libre capaz de presionar a cualquier empresa a cambiar precios, colores, e incluso nombres.

Por ejemplo, hablemos del famoso ROI. El retorno de la inversión publicitaria offline tiene una serie de parámetros que lo hacen más o menos fiable. Pero, ¿cómo podemos medir dicha inversión cuando nos referimos a redes sociales, a blogs y todos los similares habidos por haber? Una acción de comunicación online a través de word of wouth (WOM) puede tener un impacto inmediato, o bien tardar bastante más en tener “resultados medibles”. ¿Cómo podemos medir los términos de notoriedad y actitud frente a una marca determinada online? No siempre todos los resultados se traducen en visitas, usuarios registrados, encuestas rellenadas y ni siquiera en compras. Estos valores ayudan, sí, pero no son todo.

Las marcas de hoy día, como ha tenido que ser siempre, deben conectar con las personas, implicarlas en los procesos, invertir de una u otra forma en sus vidas. De hecho, las que hoy día no lo hagan, se verán en la mismísima ruina. Es cuestión de conectar o morir.

No se trata de lanzar acciones concretas para alcanzar a un público determinado, dentro de una campaña y, una vez conseguida cierta notoriedad, pasar página a nuevos objetivos que nuevamente dejan atrás a las personas que confiaron en la marca. La conexión debería ser continua, relevante y sincera. La sociedad pide marcas íntegras con las que pueda involucrarse más allá de la afamada “responsabilidad social corporativa” (que desde luego sirve para mucho más que para conseguir unos cuantos beneficios fiscales, o bien para cumplir con la ley).

Written by Josías De La Espada Sempris

4 agosto 2008 a 4:09 pm

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: